Una recomendación importante:

No está mal utilizar la inteligencia artificial para generar texto, por que ayuda a orientar la idea. Pero es necesario incorporar conectivos y argumento que fundamenta la realidad contextual del escrito.
Claro, eso mientras la IA sigue su camino de ir aprendiendo a sustituirnos por completo.