Días oportunos para trabajar en familia (los amigos son familia).

Quizás nunca lo habíamos pensado ni muchos menos en la condición de cuarentena que hoy vivimos. Pues trabajar con los seres queridos que nos rodean es un excelente reto que debemos aprovechar para emprender ideas o consolidar espacios productivos, para ello es necesario aprovechar la confianza para comprometer responsabilidades, además de logra adiestramientos en otras alternativas tecnológicas más allá solo usar las que nos permiten comunican diariamente.  Es por ello que comparto un plan inicial que ayuda con consolidar esta idea y que consiste en considerar una familia digital:

  1. Motivar y generar lluvias de ideas.

A pesar que todos los días, o casi todos, usamos medios tecnológicos para comunicarnos entre familia y amigos, es una ventaja enorme para potenciar otras habilidades con más herramientas, pues la destreza de su uso ya es una ventaja enorme, por lo que debemos identificar dentro del grupo familiar quienes requieren compartir sus capacidades y aportes para orientar a los demás del equipo. Por otro lado, es importante discutir, cotejar y consolidar ideas que aportan cada miembro, para consolidar un solo proyecto inicial, tomando en consideración la visión y la trasformación digital que se requiere para fijar metas, de este modo se es más asertivos.  

  • Discutir la mejor alternativa viable posible.

Por supuesto esta discusión se genera en varios escenarios, por una parte, de manera digital con familias geolocalizas y motivados digitalmente, y por otro lado, familias que están conviviendo de manera local. Ahora bien, una vez discutida cada propuesta, se somete a una valoración razonable y consensual, luego para mayor blindaje debemos consultar a expertos en área, tanto teológica como del propósito de negocio. Obviamente, de no tener vialidad se reestructura o se considerada otras alternativas.

  • Construir un plan de trabajo.

 Todo negocio que desee clic de un mouse o un return (tecla enter) desde internet debemos contar previamente con una planificación digital de la idea de negocio, de ese modo se garantiza estrategias de posicionamiento y de ventas. Es importante previamente a ello delegar responsabilidades en cada miembro de la familia comprometida con el proyecto, identificar la necesidad de una capacitación según su responsabilidad.

Por otro lado, la organización del conjunto de tareas, actividades y estrategias es una responsabilidad compartida, de tal manera que se debe contar con un espacio digital de apoyo para darle seguimiento y control, por supuesto, las reuniones semanales para avaluar acciones y fortaleza de nuestros objetivos.

  • Adiestramiento e implementación de herramientas.

La Capacitación es esencial, pero en familia no debe ser aislada, me explico, cuando se requiere fortalecer habilidades de algún miembro todos, absolutamente todos los demás deben darle seguimiento y retroalimentación a quien lo recibe, ya sea para fortalecer a ese miembro a los demás. Así que, el adiestramiento nunca será de uno solo, sino de todos, eso garantiza y sintoniza la consolidación del proyecto evitando retardo y su pleno desarrollo según los lapsos de evaluación y ejecución.

  • Evaluación y rendimiento.

Es inevitable evaluar, además de monitorear los avances de cada etapa de un proyecto digital en familiar, donde todos están comprometidos al éxito del mismo, por lo que es imperiosamente necesario que cada uno rinda cuenta de lo que cada uno está haciendo, hizo y no hizo o está por hacer según su rol y responsabilidad, esto permite corregir o fortalecer tanto elementos de funcionabilidad como de estrategias de crecimiento.

  • Celebrar y establecer metas.

¡Enhorabuena!!! ¡Estamos trabajando en familia y somos más felices cada día haciéndolo!!!  Ese es un gran lema, donde todos están comprometido y motivados con el proyecto, donde no faltaran las tradiciones y buenas costumbres en familia, pero ahora con un nuevo miembro, el proyecto digital familiar, a quien de le debe querer, respetar, y atender en todo momento. Es un sueño que nació de todos, y cada día se deben establecer y cumplir metas para ver su crecimiento, desarrollo y consolidación.

En fin, crear un proyecto de este modo será una excelente opción, que desde nuestro punto de vista alegra la unión familiar sobre propósitos comunes, además de una garantía generacional que se ha visto en otras experiencias en el mundo.

Interconectar digitalmente a la familia, además para comunicar sus día a días, será un valor agradable y productivo hablar de un proyecto en conjunto, muchos más cuando se vean monedas caer en sus bolsillos sin importar donde se encuentren.

¡Manos a la obra!!!

Para cualquier apoyo con este tipo de proyecto no dejes de contactarme vía juanvlaya@gmail.com